Finanzas

Cuatro hábitos que te hacen perder dinero

Existen ciertas costumbres en nuestro día a día que, sin darnos cuenta, nos hacen perder dinero. Se trata de algunos hábitos a los que estamos muy acostumbrados, en los que a veces ni reparamos, que suponen un gasto oculto que podríamos evitar fácilmente. Sólo se trata de prestar un poco de atención a algunas cosas:

  • Los electrodomésticos en stand-by: Puedes ahorrar entre un 5 y un 10% en tu factura anual de la luz según la Agencia Internacional de la Energía. Si tienes cuidado y apagas el famoso piloto rojo de la TV, el vídeo o el equipo de música, o si no dejas conectados cargadores que no se están utilizando, podrás darle un importante respiro a tu bolsillo.

 

  • Comer fuera de casa más de la cuenta: No siempre tenemos tiempo ni ganas para ponernos a cocinar en casa y preparar un tupper para llevarlo al trabajo. Sin embargo, la alternativa cómoda, que es comer fuera a mesa puesta, supone un gasto mucho mayor de lo que creemos. Concretamente, según la Federación de Usuarios-Consumidores Independientes (FUCI), los madrileños destinamos en torno a 280 euros al mes a comer fuera de casa, lo que se convierte en más de 2.400 euros al año.

 

  • Utilizar tarjetas de fidelización: A veces puede parecer un engorro llenar nuestras carteras con un sinfín de tarjetas de socio que nos van dando en todos los supermercados a los que vamos. Sin embargo, merece la pena. Conforme vas acumulando compras en un mismo establecimiento, diferentes cupones de descuento van apareciendo en tus tickets. Lo mismo ocurre con aquellos complejos que también suministran su propio combustible, como Carrefour o Alcampo, que realizan ofertas en sus gasolineras presentando la tarjeta de fidelización.

 

  • Prestar atención a las facturas: Puede dar pereza, o incluso podemos pensar que no tenemos tiempo para perder con eso, pero es muy importante revisar las facturas a final de mes. Luz, agua, teléfono, internet… Son muchos los apartados en los que puedes acabar ahorrando. Bien porque se haya producido un error y te hayan cobrado más de lo debido, o bien porque tengas contratado un servicio más caro del que realmente necesitas. Quizás no te haga falta una conexión tan veloz a internet, o te sobren minutos de llamadas mes tras mes.

Ahorrar es difícil, pero no imposible. Siempre hay maneras de apuntarse un tanto y esquivar los gastos innecesarios. Y, cuando no sea posible escapar de los imprevistos, entonces piensa en Latterpay. Nosotros te ayudamos a afrontar los problemas con una solución muy sencilla… ¡Los pagaluegos!

Añadir nuevo comentario